El presidente del Instituto de Tasadores Dominicano (ITADO) y un equipo de técnicos de la Dirección General de Catastro se reunió con el objetivo de buscar un consenso en los trabajos de valoración catastral y valor de mercado que realizan ambas instituciones a nivel nacional.

La comisión del ITADO la encabezó el presidente de ITADO, ingeniero José Alberto Beras y el secretario de educación, licenciado José Manuel Domínguez, quienes presentaron inquietudes en torno a la valoración catastral de los terrenos en todas las regiones del país.

y con el objetivo de fortalecer lazos de amistad entre ambas instituciones.

Mientras que el equipo de DGCN, estuvo integrado por el señor José Alberto Reyes, sub-director, Mabel Méndez, coordinadora administrativa y Cindy Carrera, encargada de tasación en la entidad oficial, quienes mostraron a la comisión de ITADO los avances de la Dirección Catastro en la organización el sistema catastral de la República Dominicana.

Ambas instituciones tienen como objetivo fortalecer lazos de amistad y colaboración mutua en el ámbito de la tasación o valoración de Bienes muebles e inmuebles en todo el país en la cual firmarán una cuerdo marco en los próximos meses.

Los ejecutivos de la Dirección de Catastro se mostró satisfecho por el apoyo recibido por los miembros del ITADO en cada una de las regiones donde vienen trabajando en el proceso de modernización de las valoraciones catastrales, en las zonas Sur y Este del país, destacando los aportes de los tasadores en ese sentido.

Mientras que el presidente de ITADO, destacó la gran importancia que tiene de la Dirección Catastro para la economía nacional, porque ser la institución que tiene que ver con la determinación del valor catastral para el pago de impuestos, para los casos de declaratoria de utilidad pública de las propiedades, en los conflictos judiciales, etc.

Beras entiende que tanto el Catastro, como la Dirección General de Impuestos Internos (DGII) y el ITADO deberían unir voluntades para crear una mesa de valores que sean dinámicos, por la importancia que tienen estas instituciones para la economía del país.

Propuso que de esa mesa saldría la posibilidad de crear un software que permita almacenar una gran base de datos nacional donde se pueda apreciar el valor catastral y el valor de mercado de un inmueble, y al mismo tiempo permitirá a la DGII tener la valoración impositiva para recaudar mayores impuestos..

Entiende que el Impuesto al Patrimonio Inmobiliario (IPI) no los pagan en 10%, pero si se tiene una valoración justa, consensuada y apegada a la realidad todos los sectores la pagarían, no solo los recaudadores de impuestos, también las instituciones de intermediación financiera y los ciudadanos en sentido general.

Con este sistema informático todos los actores tendrían acceso y participación, desde la DGII, Catastro, ITADO, la Jurisdicción Inmobiliaria y los prestadores de servicios financieros e nacionales o internacionales.

Los dirigentes de ITADO y funcionario de Catastro, coinciden en que este sistema fortalecería la política fiscalista del Estado, pero además darían paso a la modernidad, seguridad jurídica y transparencia en la inversión pública y privada.

Beras aprovechó la reunión para invitar al director y funcionarios de Catastro al XXXV Congreso de la Unión Panamericana Asociaciones de Valuadores UPAV que se organiza para el mes de octubre del año 2020, en la que hay la posibilidad de incluir uno de los temas fundamentales del Catastro.

Destacó que unos 30 miembros de ITADO han hecho Maestría en Catastro Multipropósitos en la Universidad de Jaen, España y que sería de importancia compartir estos conocimientos para así elevar el darle uso y compartir los conocimientos de estos tasadores con los funcionarios y técnico de la institución.

--

Aurelio Henriquez Mendoza

Periodista.