AFP/Archivos / Kazuhiro Nogi

Un logotipo de la marca francesa Renault, el 28 de octubre del año 2015 en el Salón del Automóvil de Tokio

Los grupos automovilísticos Renault y Fiat-Chrysler se disponen a anunciar que estudian un proyecto de alianza que puede ir hasta la fusión, indicaron a la AFP tres fuentes próximas a la negociación este domingo.

"Se está preparando un anuncio para las próximas horas, tal vez mañana (lunes) antes de la apertura de la bolsa", declaró una de las fuentes, que exigió el anonimato. Se publicará un comunicado para decir que "se estudiará la posibilidad de un acercamiento entre los dos grupos", agregó, subrayando que el objetivo era llegar a "una fusión".

"Renault y Fiat-Chrysler están negociando un acercamiento del capital y prevén informar al respecto mañana por la mañana", confirmó una segunda fuente próxima a las discusiones.

Según una tercera fuente, el anuncio inminente sería el resultado de unas "conversaciones que empezaron con Carlos Ghosn", el expresidente del fabricante francés, investigado en Japón por presuntas malversaciones financieras.

Ghosn fue arrestado a finales de noviembre en Tokio, lo que dio lugar a una crisis entre Renault y su aliado japonés, Nissan, que estaba detrás de las revelaciones que desencadenaron la investigación.

Con sus aliados Nissan y Mitsubishi, Renault representa el primer grupo automovilístico mundial en término de volumen de ventas, con casi 10,76 millones de unidades vendidas el año pasado, por delante de Vokswagen (10,6 millones) y Toyota (10,59 millones).

AFP/Archivos / Harold Cunningham

Un logotipo del grupo Fiat-Chrysler en el último Salón del Automóvil de Ginebra, el pasado 6 de marzo en esa ciudad suiza

Si se añaden los volúmenes de Fiat-Chrysler, la alianza franco-japonés se distanciaría claramente de sus rivales.

La AFP contactó con Renault, pero el grupo francés declinó hacer declaraciones.

Fiat-Chrysler (FCA), constructor estadounidense que atraviesa dificultades en Europa, está desde hace semanas en el centro de los rumores sobre un posible acercamiento.

El grupo italo-estadounidense afirmó a principios de mayo que estaba dispuesto a tener un "papel activo" en la consolidación del sector automovilístico.

"Creo honestamente que en los próximos dos o tres años, habrá oportunidades reales" en términos de alianzas y asociaciones en el sector del automóvil, y que "FCA jugará un papel activo y constructivo" en ese movimiento de consolidación, declaró el jefe ejecutivo de FCA, Mike Manley, el 3 de mayo en Milán durante la presentación de los resultados del primer trimestre.

A principios de marzo, el grupo francés PSA (Peugeot, Citroën, DS, Opel, Vauxhall) también manifestó su interés por FCA.

Los fabricantes están en busca de alianzas, en un contexto cada vez más difícil a causa de las inversiones colosales que la evolución de la tecnología ha hecho necesarias: electrificación, conducción autónoma, vehículos conectados... Además de la desaceleración del mercado chino.