La XIX edición de la Feria de Vinos Carrefour se consolidó, una vez más, como el evento de referencia de los amantes del buen vino en el que se reúne la más amplia variedad de marcas de las casas vinícolas más importantes del mundo.

"Estamos más que orgullos de inaugurar la edición 2019 la Feria de Vinos Carrefour, un evento que año tras año se convierte en el punto de encuentro por excelencia de los apasionados del vino y que se realiza con éxito gracias al apoyo de todos ustedes, nuestros clientes, allegados y casas distribuidoras", destacó Oliver Pellín, director general de Carrefour, durante las palabras de apertura del evento.

El tradicional encuentro, reúne año tras año a un público de conocedores del buen vino que visitan la feria para adquirir marcas internacionales que antes eran difíciles de conseguir y que, hoy en día, gracias a esta feria, se pueden obtener cómodamente y a buen precio desde Carrefour.

En este sentido, el director de operaciones de Carrefour, Gerardo García, explicó con el paso de los años, la Feria de Vinos ha ido ampliando el catálogo de marcas adaptadas a todo tipo de presupuestos y con la calidad necesaria para complacer hasta el paladar más exigente.

"Esta XIX edición de la Feria de Vinos Carrefour contará con más de 350 marcas más destacadas de los mejores países productores de vinos en los escaparates de nuestras tiendas", aseguró.

El ejecutivo, aprovechó su ponencia para destacar, además, el apoyo recibido por las distintas casas distribuidoras que suplen los vinos que se exponen al público, entre estas la Seignouret Frères & Co., Cuatro Rayas, Vicente Gandía, Maison Johanes Boubee, Manuel González Cuesta, Gassó & Gassó, S.A, Sembra, Agencia de Vinos, Casa Brugal, Álvarez & Sánchez SA, Bodegas Príncipe de Viana, Almacenes Continente, Bianai y Señor Vino.

Para esta ocasión, la feria fue realizada en el pasillo Central Carrefour Plaza Duarte y estuvo guiado por la experiencia del enólogo Clément Paradisi, profesional de la Maison Seignouret Frères de Francia y la sommelier Liz Rivas, quienes estuvieron acompañando y asesorando a los invitados durante de la actividad.

Los asistentes tuvieron la oportunidad de degustar diferentes vinos y aprovechar los descuentos especiales adicionales a los precios de feria aplicables en caja en la venta nocturna de vinos. Además, tuvieron la oportunidad de participar en la esperada rifa de la noche, que en esta ocasión tuvo como premio el Château Brane-Cantecac 1975, un exclusivo vino francés.

--